Ruta de senderismo en el valle del Tiétar

Disfruta de una Ruta de senderismo en el valle del Tiétar: la Ruta de la Puente del Puerto en Candeleda, al sur de la Sierra de Gredos.

wanderer-455338_1280El Valle del Tiétar, también conocido como La Andalucía de Ávila, se localiza en la zona sur de la Sierra de Gredos y en la provincia de Ávila. Destaca por sus hermosos paisajes con pequeños pueblos de gran encanto, los cuales albergan importantes rincones naturales y monumentos de gran riqueza arquitectónica. Por otra parte, el valle recibe su nombre del río Tiétar que atraviesa lentamente la comarca dando lugar a corrientes de agua en forma de manantiales, gargantas y riachuelos. La abundancia de agua en la zona ha perpetuado el florecimiento de la zona con una exuberante vegetación y frondosos bosques que invitan a recorrerlos.

De hecho, esta zona es perfecta para el turismo rural gracias a su clima suave y templado durante todo el año, pero también por su situación a los pies de las montañas. No es de extrañar, por tanto, que los amantes del senderismo acudan al Valle del Tiétar ya que ofrece a estos numerosos caminos y rutas ideales para todos los niveles.

Antes de aventurarse en alguna de ellas es importante calzarse unas botas de montaña buenas y cómodas como éstas que ayuden a superar todo el recorrido. Estas pueden probarse en una de las rutas más famosas, la cual parte del pueblo de Candeleda y finaliza en el Puerto, recibiendo el nombre de “La Ruta de la Puente del Puerto”.

Candeleda, Puerta Sur de Gredos

Candeleda es uno de los pueblos más bonitos de la Sierra de Gredos, de la que salen varias rutas de senderismo con distintos niveles de dificultad. Pero esta localidad de origen medieval de apenas 5000 habitantes presenta una belleza inigualable por los cuatro costados, estando rodeado de frondosos paisajes y a orillas de las piscinas naturales de la Garganta de Santa María que transmiten mucha calma y paz. Entre sus calles se levantan imponentes edificios, siendo el centro neurálgico del pueblo la Plaza Mayor. En ella se localizan el Ayuntamiento y la Casa de las Flores, esta última el lugar más bonito del pueblo con ocho balcones y ventanas llenas de macetas de flores.

Asimismo, para los más nostálgicos el Museo del Juguete de Hojalata alberga cerca de 2000 artículos que se remontan desde el siglo XIX hasta el día de hoy y se ubica en el interior de la mencionada Casa de las Flores. Tampoco puede faltar la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, un edificio religioso que data del siglo XV y que ha sido declarado Bien de Interés Cultural. Es su estilo gótico en el interior con toques rústicos lo que ha llevado a otorgarle este nombramiento. Entre las excursiones más bonitas que pueden realizarse están las que llevan hasta el Santuario de Nuestra Señora de Chilla o al asentamiento celta de El Castro, en la población de El Raso.

Ruta de la Puente del Puerto

Esta ruta de nombre tan curioso es bastante sencilla y segura, la cual parte del propio pueblo de Candeleda en dirección al Puerto. El inicio del recorrido tiene lugar en el Convento de las Hermanas Concepcionistas Santa Beatriz de Silva, siendo el camino muy empinado al principio de este. Eso sí, conforme avanza, el terreno va nivelándose y ampliándose. El sendero no tiene pérdida alguna ya que a lo largo de él se hallan varios rótulos informativos con la inscripción “Al Puerto de Candeleda por la Trocha Real” hasta el inicio de la Trocha Real. Es fácilmente reconocible el lugar por el pequeño aparcamiento que hay y el cartel informativo que lo indica.

Pasado el cartel que informa que se está dentro de los límites del Parque Regional de Gredos, tiene lugar el primer momento de duda al encontrarse una bifurcación. El camino que se debe seguir es el de la izquierda, debidamente señalizado y más estrecho. A partir de ahí, ya se estará transitando por la Trocha Real, un camino totalmente apto para todas las personas. Una de las primeras cosas que se encuentran es la Fuente del Sauce, el lugar perfecto para rellenar las botellas ya que no encontraremos otra durante el trayecto. Sin demasiadas pendientes ni desniveles, la ruta permite admirar un paisaje de enorme belleza.

Al reemprender el camino hacia la Puente el Puerto, la vegetación va surgiendo en forma castaños, robles y pinos así como pequeños bosques de helechos que rodean al senderista con tonalidades propias de la época otoñal. Los que realicen la ruta en otras fechas encontrarán un paisaje verde en todo su esplendor. Tras dos horas de caminata, aparece un bonito puente medieval que marca el final de la ruta. Es en este punto donde la Garganta Lóbrega y la Garganta Blanca confluyen dando lugar al nacimiento de la Garganta de Santa María, cuyas aguas nos han acompañado a lo largo del camino en dirección Candeleda para terminar en el Pantano de Rosarito.

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.