Entrevista a Eduardo Martínez de Pisón, Premio Gredos de Guisando

Entrevista a Eduardo Martínez de Pisón, Catedrático de la Universidad Autónoma y Premio Nacional de Medio Ambiente en 1991, Premio Gredos de Guisando.

Premios Gredos Guisando - TiétarTeVeEl pasado viernes 6 de julio de 2018 se realizó una nueva ceremonia de entrega de los Premios Gredos de Guisando en la terraza del Micro Museo de Diosas y Ninfas.

En esta ocasión, los premiados fueron:

  • Premio Gredos 2018 «Santos Estudio Ávila» para Carmelo EzpeletaCarmelo Ezpeleta, de la empresa DORNA organizadora del Mundial MOTOGP.Desde 1978 hasta 1988 fue Director General del circuito del Jarama y de las actividades deportivas del RACE, organizando los grandes premios de España de Fórmula 1 y de motociclismo. Desde 1998 es el Consejero delegado de Dorna, empresa organizadora del Campeonato Mundial de motociclismo MotoGP. Reconocimiento a una persona emprendedora e incansable, que ha cambiado la historia del motociclismo con su gestión y su profesionalidad.

    Premios Gredos Guisando - TiétarTeVe

    Carmelo Ezpeleta

  • Premio Gredos 2018 «Los Galayos» para Antonio Trancón y Ricardo Fernández /ConfremarRecogió el premio Ricardo Fernández, de la empresa CONFREMAR,una de las más importantes empresas en Europa, en el sector de la distribución alimentaría con 300 empleados.Desde sus inicios con la marca Antonio & Ricardo como referencia, hasta la creación del Grupo Confremar, acumula más de 40 años de experiencia en el sector de la distribución en España. Importan directamente desde Asia, África y Latinoamérica, cuenta con un equipo de 280 personas y está considerada como una de las empresas más importantes en el sector de la distribución alimentaria en Europa.

    Premios Gredos Guisando - TiétarTeVe

    Ricardo Fernández

  • Premio Gredos 2018 «Sierra de Gredos» para Eduardo Martínez de Pisón.Eduardo Martínez de Pisón, Catedrático de la Universidad Autónoma y Premio Nacional de Medio Ambiente en 1991.Nació en Valladolid (1937). Catedrático Emérito de Geografía de la Universidad Autónoma de Madrid, geógrafo, escritor y alpinista. En 1991 recibió el Premio Nacional de Medio Ambiente, presidiendo hasta 1995 el Comité Científico español para la investigación en la Antártida. Ha escrito libros literarios y de divulgación de viajes y geografía. Su última publicación es “La montaña y el arte. Miradas desde la pintura, la música y la literatura”.

    Premios Gredos Guisando - TiétarTeVe

    Eduardo Martínez de Pisón

 

TiétarTeVe ha tenido el gusto de entrevistar al catedrático de la Universidad Autónoma de Madrid, Eduardo Martínez de Pisón:

TiétarTeVe (TTVe): ¿Podría explicarnos a qué ha dedicado su vida?

Eduardo Martínez de Pisón (EMdP): Profesionalmente he sido profesor de geografía, tanto en enseñanza media como universitaria. Me gusta investigar, por lo que he escrito mucho, tanto de ciencia como de divulgación. En lo personal llevo una vida sencilla. Como mezcla entre lo uno y lo otro he viajado por la naturaleza del mundo lo que he podido.

TTVe: ¿Cuándo empezó su interés por la Geografía?

EMdP: En la universidad, atraído por las enseñanzas de un profesor, Manuel de Terán, y por sus calidades humanas e intelectuales. Al mismo tiempo, al practicar mucho el montañismo, tenía gran interés por los lugares y la naturaleza.

TTVe: ¿Por qué ese interés especial por las montañas?

EMdP: Las montañas son bellas, son un lugar libre. Todo empezó así. Luego me interesé por sus caracteres naturales como científico y sus aspectos culturales, hasta ahora mismo. Las montañas son el último refugio (fuera de los mares) de una naturaleza intocada, solitaria y sublime.

TTVe: Además de estudiar la geografía ¿ha practicado deportes de montaña?

EMdP: Sí, he sido y soy montañero. En mi juventud practiqué mucho la escalada. Luego he recorrido macizos montañosos de diversas partes de la Tierra, a veces exigentes por su dificultad, altitud y aislamiento, lo que requiere una respuesta deportiva.

TTVe: De todas las montañas del mundo ¿cuáles son sus preferidas?

EMdP: Muchas. Pero las más grandiosas y emotivas están en el Himalaya, los grandes picos de 8.000 metros. Los Andes tienen un encanto particular, tal vez porque en ellos se prolonga nuestra lengua e historia. Las de Alaska son salvajes y heladas, de otra época del mundo. Las del Karakórum son puro mineral, y así iría por tantas y tantas…

TTVe: ¿Y de España?

EMdP: Todas. Pero son como de mi familia algunas especialmente. Por ejemplo, el Pirineo de mi juventud; también el Guadarrama de siempre o el Teide de mi estancia como profesor en Canarias. Pero la Sierra de Gredos es como una síntesis de todas las mencionadas y en ella me formé como científico, Gredos es mi maestro. En los riscos de Gredos me probé como montañero, en sus valles y circos estudié como geógrafo, enseñé por toda ella como profesor a mis alumnos y defendí la Sierra cuando creí que lo necesitaba su naturaleza espléndida.

TTVe: ¿Cómo explicaría el deseo de escalar montañas en las situaciones más difíciles y sin temor al riesgo que se corre?

EMdP: Es una pasión difícil de explicar. Muy espontánea y sencilla. Es incluso una manera de vivir. El escenario es espléndido, la vida muy natural y la atracción del paisaje enorme. Se quiere entonces recorrer todos sus rincones, entrar en todas sus angosturas y riscos, llegar a todas sus cumbres. Vivir allí, estar dentro de la montaña el mayor tiempo posible.

TTVe: ¿Cómo invitaría a los jóvenes a estudiar Geografía?

EMdP: Sí, claro. Hay un lado de la geografía, que es el paisaje, que revela el lugar en que vivimos, que explica el horizonte, que permite entenderlo y reconocer los elementos de la Tierra, que te hace comprender a los hombres que la habitan. No sólo instruye en algo esencial, sino que te profundiza en tu relación con el Planeta.

TTVe: ¿Qué consejo ofrecería y qué actitud hay que tener para poder disfrutar de las montañas?

EMdP: Ir a cuerpo limpio. Ser contemplativo. No perturbarlas, sino adaptarte a ellas. Observar el paisaje, sus grandes líneas, reconocer sus sitios, y descifrar sus pequeños detalles, los arroyos, las piedras, los árboles, las sendas, los pueblos. No ir pendiente sólo del cronómetro o del consumo. Buscar el silencio y la soledad, penetrar en sus rincones y peñascos más alejados. Repetir la visita en todas las estaciones. Hacerse apto para que la naturaleza te admita como parte suya. Admirar el legado rural y pastoril que modeló sus valles y majadas.

TTVe: ¿Conocía Guisando y el Sur de la Sierra de Gredos?

EMdP: Sí, naturalmente. La primera vez que fui a Guisando fue en el año 1959. Luego he repetido muchas veces, visitando la ladera meridional, estudiándola, penetrando por todas sus gargantas hasta los riscos cimeros, trazando mapas, escalando en sus agujas de granito, logrando las cimas de los cordales altos en verano y en invierno…

TTVe: ¿Qué tendría que hacerse en la Sierra de Gredos para protegerla?

EMdP: Primero, integrar toda su orografía natural, no sólo su límite provincial castellano en el espacio protegido actual. Segundo, ordenar todo su territorio desde una perspectiva proteccionista y sostenible. Y tercero, crear definitivamente, un Parque Nacional de la Sierra de Gredos en su área montañosa principal que incluya tanto espacios de Castilla y León como de Extremadura.

TTVe: ¿Qué sentimiento le ha producido ser premiado con el Premio Gredos de Guisando?

EMdP: Emoción profunda. Allí, entre gente de Gredos, aparte del búcaro fundamental, gran recuerdo,  te hacían ofrendas de lo mejor que tenían en la tierra, unos cerezas, otros patatas, otros cervezas artesanas, una niña una cabra montés de peluche, etc., en un acto entrañable de buena acogida castellana. Además, era esa Sierra tan sentida por mí y a la que tanto debo como persona y como geógrafo, la que se acordaba de mí en un gesto generoso de amistad.

TTVe: ¿Qué le ha parecido la entrega del premio en el Micro Museo de Diosas y Ninfas?

EMdP: Con gente tan cordial, con compañeros tan queridos, mirando al paisaje, no lo olvidaré nunca. Lo siento como uno de los ratos más gratos de esta parte de mi vida.

TTVe: ¿Volverá a Guisando para visitarlo de forma más extensa?

EMdP: Volveré a Guisando todo lo que pueda, para mantener el contacto, para revivir experiencias ya viejas y para encontrar otras nuevas.

TTVe: ¿Conocía a las personas que han recibido el Premio Gredos con usted?

EMdP: No, las conocí allí mismo o durante el viaje desde Madrid con otro de los premiados. Fue muy agradable esta relación. Parecía que tenía amigos de toda la vida. Me entregó el búcaro mi antiguo alumno y luego colega y gran amigo Miguel Ángel Troitiño, de El Arenal, catedrático también de Geografía en la universidad de Madrid. Con él fui a los altos de Gredos más de una vez y hemos trabajado juntos por Gredos intensamente: fue una gran sorpresa y una emoción más. Los organizadores fueron muy amables y acogedores, generosos al pensar que me podía merecer este premio, por lo que expreso aquí mi gratitud de nuevo.

FUENTE: TiétarTeVe. Fotos: José Miguel Blázquez Mateos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>