50º Aniversario de la llegada a España de las Hermanas Franciscanas Alcantarinas

Se celebrarán del 22 al 28 de abril de 2012 con exposiciones, conciertos, encuentros y eucaristías.

50AniversarioHnasAlcantarinas

Las Hermanas Franciscanas Alcantarinas de Arenas de San Pedro van a celebrar su quincuagésimo aniversario de su llegada a España con una serie de actos programados desde el 22 al 28 de Abril de 2012.

Los actos comenzarán el domingo 22 de Abril a las 12:00h con la Inauguración de la Exposición Fotográfica «Las Hermanas Alcantarinas en España» (1962-2012) en la Sala de Exposiciones de la Fundación Marcelo Gómez Matías de Arenas de San Pedro. Esta exposición permanecerá abierta durante los días del 22 al 28 de abril de 19:00h a 21:00h.

A las 18:00h en la Iglesia Parroquial Nuestra Señora de la Asunción de Arenas de San Pedro, el Obispo de Ávila don Jesús García Burillo presidirá una Eucaristía de Acción de Gracias.

Para terminar la jornada, a las 21:00h también en la Iglesia Parroquial Nuestra Señora de la Asunción de Arenas de San Pedro, la Agrupación Renacentista de la Escuela Municipal de Música «Luigi Boccherini» y las Franciscanas Alcantarinas ofrecerán un concierto de música franciscano-alcantarina.

Ya el viernes 27 de abril a las 16:30h se realizará el Encuentro de la Familia Franciscana en el Santuario de San Pedro, para continuar a las 18:00h con la Eucaristía y renovación de la Profesión en el mismo lugar.

Para terminar los actos conmemorativos, el sábado 28 de Abril a las 19:30h se celebrará la Eucaristía de Clausura en la Capilla de la Iglesia Nuestra Señora de Lourdes, sede de las Hermanas Franciscanas Alcantarinas de Arenas de San Pedro.

Hermanas Franciscanas AlcantarinasHERMANAS FRANCISCANAS ALCANTARINAS

El Instituto de Terciarias Franciscanas Alcantarinas nació en la segunda mitad del siglo XIX en Italia, en Castellammare di Stabia, provincia de Nápoles, en la populosa y pobre Parroquia del Espíritu Santo, gracias a la intuición del sacerdote Don Vincenzo Gargiulo y de la terciaria franciscana María Inés Russo.

En 1867, Don Vicente ponía en marcha múltiples iniciativas para remediar la situación de pobreza y miseria social y espiritual de la zona, valiéndose para ello de la preciosa colaboración de María Inés. Cuatro años más tarde, el 17 de septiembre de 1870, un primer grupo de jóvenes bajo la dirección de la misma María Inés, decidió abandonar sus respectivos hogares de origen para vivir de manera estable en común y al servicio de los más pobres. Comenzaron inmediatamente a recorrer las calles de la ciudad, entregándose de lleno a la educación de los jóvenes en las escuelas, la enseñanza del catecismo y la atención a los pobres y los enfermos.

En 1874, en el convento de retiro de los Alcantarinos en Piedimonte Matese, en la provincia de Caserta, Don Vincenzo redactó personalmente las primeras Constituciones del Instituto naciente, de las Hijas Pobres de San Pedro de Alcántara.

En pocos años el número de hermanas creció rápidamente y, en enero de 1903, el Instituto recibió la aprobación Pontificia.

Iglesia de Lourdes de las Hermanas Franciscanas AlcantarinasEspiritualidad

La familia religiosa de las Hermanas Franciscanas Alcantarinas mantiene viva hoy la espiritualidad de los orígenes de la fundación. Con sabiduría y discernimiento, sus fundadores confiaron el crecimiento y desarrollo de su intuición a una tradición espiritual sólida y capaz de superar las acechanzas del tiempo: la forma de vida franciscano-alcantarina.

Su contemplación del Señor Jesús se centra en los misterios de la pasión y la cruz, y se orienta al seguimiento de Cristo pobre y crucificado, dando testimonio al mundo de la necesidad de la conversión evangélica en «espíritu de mansedumbre, humildad, abnegación y mortificación» .

Cada una de las hermanas está llamada a vivir el primado de la oración y la contemplación, la pobreza, la minoridad y la penitencia, para «hacer propio el espíritu de Jesucristo» y manifestar en la vida cotidiana una de las notas características de la identidad de las Hijas Pobres de San Pedro de Alcántara: el amor fraterno.

Carisma

Llamadas a seguir al Señor Jesús con una vida de especial consagración, las Franciscanas Alcantarinas dan testimonio, con su vida y sus opciones apostólicas, de la inagotable riqueza del misterio de la Cruz.

Se hacen presentes y trabajan en la iglesia local para «ayudar a los sacerdotes» en el servicio a los hermanos en dificultad y para promover la evangelización. Se esfuerzan por perpetuar en el mundo la fidelidad a la Iglesia que vivieron San Francisco de Asís y San Pedro de Alcántara, mediante una vida de entrega total a Dios y a los demás.

Fieles a la Regla que profesan, las Hermanas Franciscanas Alcantarinas se comprometen a vivir su vocación de «enviadas al mundo entero para dar testimonio, con la palabra y con las obras, de la voz del Señor, y hacer saber a todos que no hay otro Omnipotente fuera de Él».

Su compromiso evangelizador se concreta en:

1) Proyecto Jóvenes

Fieles a la inspiración originaria del Espíritu, – que las invita a ayudar a cada hijo de Dios a conocer «el objetivo principal para el que fue creado por Dios, que es su vocación.»-, se dedican a la juventud necesitada de promoción humana y de una fe profunda.

Algunas comunidades se dedican plenamente al acompañamiento de los jóvenes. A través de un proceso de crecimiento proponen itinerarios de escucha de la Palabra de Dios, que puedan ayudar a los jóvenes a hacerse las preguntas fundamentales de la vida y descubrir el proyecto de alegría y amor preparado para ellos por el Señor.

Este trabajo lo llevan a cabo en colaboración con los Frailes Menores de las distintas Provincias franciscanas, y con las diócesis en que vivimos.

2) Proyecto familias

El trabajo pastoral de Don Vincenzo Gargiulo comenzó con la atención a las familias que vivían en su parroquia. Era muy consciente de que el tejido social y todo crecimiento humano y cristiano se gesta en la familia, llamada a ser testigo del Dios encarnado en la historia.

También hoy la familia es fundamental para su apostolado, que se orienta de modo especial a los jóvenes que se preparan para la vida matrimonial, o la han iniciado desde hace poco, con el fin de ayudarles a abrir nuevos horizontes, y a descubrir la grandeza y la belleza de la vocación al amor y al servicio de la vida .

3) El servicio a los últimos

Fieles a la misión iniciada por sus primeras doce hermanas, las Hermanas Franciscanas Alcantarinas están presentes en la Iglesia «allí donde hay necesidad de ayuda, de promoción y de amor, con especial predilección por los últimos y los marginados».

El servicio y atención a los últimos de su tiempo se concreta del siguiente modo:

- Acogida de madres solteras

- Casas-hogar

- Centros de atención diurna para niños

- Centros de escucha

- Asistencia a enfermos de SIDA

- Residencias de ancianos

- Pastoral Penitenciaria

- Animación en la calle

- Casas de acogida y hospedaje.

4) La Escuela

La comunidad Alcantarina, hoy se propone educar y evangelizar siguiendo un proyecto de promoción integral de la persona orientado a Cristo, y una pedagogía hecha de ternura, alegría, acogida, comunión y responsabilidad, con el fin de dar a todos la libertad de la esperanza y la capacidad de convertirse en protagonistas de su propia historia.

5) La Misión ad gentes

Las Hermanas Franciscanas Alcantarinas van por el mundo para anunciar a los demás que Jesucristo es la luz y la sal de sus vidas, conscientes de que sólo a través de un testimonio vivo pueden «hacer transparente a Jesús Cristo, incluso con la más pequeña de sus acciones..,. y comunicarlo a los demás».

Además de en Italia y España, están presentes en:

- Albania

- Brasil

- Nicaragua, y

- El Chad

Hoy como ayer,  las Hermanas Franciscanas Alcantarinas sienten con apremio la llamada del fundador a «recorrer con alegría el camino del Calvario» para mostrar al mundo las exigencias de la conversión evangélica siguiendo la pobreza y humildad de Francisco de Asís y San Pedro de Alcántara.

«Quiera el Señor seguir bendiciendo a nuestro Instituto y colmarlo de su infinita misericordia, mientras yo, con esta fe, – invocando la ayuda de Dios, el Patrocinio de Santa María, nuestra especialísima Madre, de San Francisco de Asís y San Pedro de Alcántara- , os bendigo en el nombre del Padre, Hijo y Espíritu Santo. » (Cartas del Fundador, 5).–

Puede visitarse su web aquí.


Comentarios

50º Aniversario de la llegada a España de las Hermanas Franciscanas Alcantarinas — 2 comentarios

  1. La noticia del 50 aniversario de la llegada a España de las Hermanas Franciscanas Alcantarinas de Arenas de San Pedro es del 2012. Así que ya llegas tarde. Lo siento.

  2. quisieramos pasar 1 nochevieja diferente,no tenemos coche,,como podemos hacerlo desde madrid
    y hasta cuando se estaria ahi.
    gracias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.